El gato Persa: tu próximo mejor amigo

Con su aspecto elegante y distinguido, el gato Persa es la raza de gato más popular del mundo, y es probable que se deba a su carácter amoroso, sereno y leal. Sus actividades favoritas serán acompañarte y seguirte por toda tu casa, dormir con vos y que lo acaricies sin parar.

Es la mascota ideal para gente que nunca ha tenido una mascota o no tiene mucha experiencia con ellos, familias con niños, casas con o sin jardín, personas mayores, e incluso personas que ya tengan otras mascotas en casa: cualquiera sea el caso, el gato Persa será un acompañante ideal. El único cuidado particular que requiere este tipo de felino es un cepillado diario, consecuencia de su abundante y particular pelaje.

Su tamaño puede variar de mediano a grande y con una estructura ósea más bien fuerte. Su cuerpo es bastante ancho y presentan una particular “pancita”. Los gatos persas tienen una cabeza maciza, cara ancha, hocico aplanado, orejitas pequeñas, ojos grandes (muy redondos) y una expresión facial muy dulce con ojos grandes y naricitas pequeñas.

El cuidado de este tipo de gato es muy sencillo, gracias a su temperamento tranquilo y pícaro. Pero si queremos mantener la salud de nuestro gato persa en óptimas condiciones, tenemos que tener especial cuidado en varios aspectos.

 

Los gatos persas y el agua

Ante el agua reaccionan de manera muy positiva. Inclusive, es posible que le brindemos una ducha con el agua templada y una potencia suave, más caliente en invierno y más fresca en verano. En ese caso, se recomienda utilizar un shampoo especial para su delicado pelaje. Después tenemos que secarlo con una toalla para evitar que se resfríe. Para eso, colocamos la toalla sobre el gato y frotamos delicadamente a favor y en contra del pelaje. Podemos también, si el gato se muestra cómodo, secarlo más rápido con la ayuda de un secador de pelo a temperatura media-baja. Con un baño cada dos semanas será suficiente para garantizar su higiene.

 

Otros cuidados

Es un felino sumamente compañero: se lleva muy bien con los niños, especialmente si tienen un carácter sereno. Como a cualquier gato, no hay nada que le guste más que le presten atención. Por eso, es importante que:

  • Le pongamos una bandeja sanitaria en una habitación donde no pueda ser molestado, con una arena que no ensucie sus patas. Se recomienda la que es de tipo gravilla. Al tener un sólo gato, puede durar unos 2-3 meses.
  • Por su cara achatada es muy probable que, usando un bebedero convencional, se moje su pelaje y tienda a meter sus patas adentro. Por esto, se aconseja el uso de bebederos similares a los que utilizan las aves o roedores. Al principio es normal que no sepa cómo funciona y necesite de nuestra ayuda para que le enseñemos cómo utilizarlo.
  • Es recomendable que le compres varias camas: es muy probable que no quiera dormir sólo en una dado que le gusta ocupar todos los espacios posibles en la casa. Así, una puede ubicarse en el dormitorio, un rascador con cama en la cocina, y otra en el living. No olvides colocar mantas sobre los sillones o sillas tapizadas para evitar que las utilice para afilar sus uñas.
  • Si bien es de los gatos más tranquilos, requiere de actividad física como cualquier felino. Por eso, se recomienda que dediques cada día al menos unos 10 a 15 minutos tres veces al día para jugar con él. Necesita sentirse en familia y divertirse. Hay muchos juguetes que pueden funcionar para pasar un buen rato juntos (pelotas, ratones, peluches, varas, etc.)

 

Como en el caso de todas las mascotas, te recordamos que es de vital importancia que lleves a tu gato Persa a sus controles veterinarios periódicos y que tenga siempre su programa de desparasitación al día.

 

Todo lo que tu gato Persa necesita está en catycan.com.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *